Este poema se lo dediqué a mi abuela Dorotea Ramos Vega cuando se cumplieron los 4 primeros meses desde su fallecimiento.

Cuatro meses van ya
desde que partiste de nuestro lado,
no nos lo podemos creer,
por todo el amor que nos has dado.

Cada vez que vamos a tu casa,
recordamos como nos cuidabas,
y es imposible controlar,
las lágrimas que se nos escapan.

Cuatro meses van ya,
sin poder ver tu sonrisa
que nos quitó tu partida
tan repentina.

Cada vez que vamos a verte,
estando ya en tu sepultura,
no paramos de recordar
toda tu ternura.

Sé que nos estás protegiendo
desde el cielo iluminado,
sigue haciéndolo así,
tan bien como nos vas cuidando.

Autor: Rubén Pareja Pinilla

Creado en el: 2017.

Registrado en SafeCreative.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 − uno =